Cómo crear tu propio jardín ecológico

24 de enero de 2022

Un jardín ecológico se trata de un espacio ajardinado que permite a la naturaleza actuar como reguladora de sí misma, de manera que se utilizan menos recursos artificiales, como pesticidas, abonos químicos, agua excesiva, etc. De esta manera es más económico de gestionar, y menos dañino para el medio ambiente.

Sin embargo, ¿sabes cuál es la diferencia entre un jardín convencional y uno sostenible? Mientras que el cultivo convencional persigue crear una estética agradable, no siempre planifica el ahorro de recursos. En el caso de los jardines convencionales no solo le otorga una belleza natural a tu hogar, sino que también le permite adaptarse a las condiciones de la zona.

En esta oportunidad queremos contarte cómo crear tu propio jardín ecológico en casa ¡Empecemos!

Escoger el tipo de plantas

En primer lugar, te recomendamos que la selección que hagas para añadir a tu jardín ecológico no necesite un cuidado muy especial. Por ello, te aconsejamos que utilices plantas xerófilas¿Nunca habías escuchado hablar de ellas? Bueno, son organismos que se pueden adaptar a vivir con poca agua y calor como ocurre con los cactus en zonas áridas.  

¡Recuerda! Es muy recomendable que busques especies autóctonas, criadas en viveros, ya que estas están mejor adaptadas al suelo y clima en que se encontrará nuestro jardín. Asimismo, es aconsejable plantar diversas especies, ya que, en caso de plagas, esta no se haga tan dañina. El uso de plantas jóvenes que se adaptarán con mayor facilidad al jardín también es algo a tener muy en cuenta. 

Por otro lado, si deseas saber qué tipo de flores podrías añadirle al estilo ecológico de tu hogar, te compartimos este enlace: https://bit.ly/3HmZxAY 

Utiliza el compostaje y evita los químicos

En un jardín sostenible se utilizan los ciclos naturales a favor nuestro: los restos de plantas se convierten en abono a través del proceso de compostaje, el agua de lluvia se reutiliza para regar y se cuida especialmente el diseño en las fases iniciales del proyecto para escoger las plantas que mejor se adaptan a nuestro clima y localización

Hay que evitar al máximo utilizar abonos químicos o industriales, ya que pueden contaminar el agua subterránea y ríos cercanos. Intenta crear compostaje a partir de sobras de comida y restos de poda o siegas, de manera que consigas un abono natural que aporte todos los nutrientes necesarios para las plantas.

Crea un sistema de riego

En cuanto al riego, se hace primordial conocer al detalle las características de las plantas y cómo las organizarás para poder tener un jardín ecológico estético y sencillo de cuidar. 

Ahora bien, ¿cómo puedes instalar un sistema de riego eficiente? Te recomendamos emplear el riego por goteo, no solo te evitará mucho trabajo, sino que también te ayudará a ahorrar agua y dinero en tu jardín. Adicionalmente, puedes complementarlo con un bidón para recolectar el agua de lluvia y usarla después para regar.

Recicla y ahorra dinero

La sostenibilidad implica aprovechar algunos recursos que de otro modo acabarían en la basura para el jardín; entre ellos, envases de plástico donde sembrar los plantones (basta con hacerles agujeros con un cuchillo afilado) o la mitad de una botella de plástico con agujeros que permitan la ventilación. No olvides crear un pequeño invernadero para poner a germinar las semillas.

Ahora bien, te recomendamos empezar con materiales reutilizados como cajas de fruta, latas de leche, latas de duraznos enlatados o envases de gaseosa de 3L que tengan una circunferencia considerable para que se puedan emplear como recipientes. La clave es que sean del tamaño apropiado para las plantas que acogerán y que siempre cuenten con drenaje (imprescindible).

La reutilización de materiales y la adaptación al entorno de las plantas que uses son esenciales para que un jardín sea más sostenible, pero también suponen un ahorro en dinero, recursos y trabajo. Si deseas conocer más motivos para tener un jardín ecológico, te recomendamos ver nuestro artículo de jardín en el hogar: https://bit.ly/3znf69j 

Alimenta el suelo y siembra semillas

Un jardín sostenible, además de barato, es una excelente oportunidad para empezar con la siembra de semillas, que son más económicas que los plantones ya crecidos. Además, muchas plantas se pueden reproducir por esqueje, por lo que sí tienes un amigo o vecino con un jardín, pregúntale si le daría unos cuantos para comenzar.

La jardinería sostenible evita usar fertilizantes químicos, ricos en nutrientes como el fósforo o el nitrógeno, que son rápidos de absorber por las plantas, pero igual de rápidos en desaparecer del suelo por escorrentía. Al contrario, la clave del jardín o huerta ecológica es alimentar al suelo, en lugar de a la planta.

Recuerda que un suelo rico en abono orgánico de calidad es todo lo que necesita una planta para crecer sana así que procura invertir en un buen sustrato.

  • Hogar

Recientes

Sistema de seguridad
  • Hogar

¿Qué debo hacer para proteger mi hogar?

La seguridad de tu familia nunca estará en discusión, sobre todo con el gran esfuerzo que hiciste para conseguir el lote de tus sueños. Sin embargo, no es necesario tener una obsesión en verificar las ventanas y puertas todo el tiempo, ya que los sistemas de seguridad han mejorado mucho, y los modernos son más […]

  • LEER MÁS
    • Hogar

    Cómo crear tu mini gimnasio en casa

    El gran reto para mantener un estilo de vida saludable es el tiempo, pero la pregunta es “¿cómo tenerlo con tantas reuniones y proyectos pendientes?” ¡No te desesperes! Solo es necesario disponer del espacio suficiente para ejercitarse, incluso el CEO más exitoso del mundo tiene un momento para dedicarse a mejorar su salud. Hoy queremos […]

  • LEER MÁS
  • Relacionados